Tras la presentación del Plan Director del Hospital Provincial y una vez estudiada la propuesta, Badajoz Adelante, único partido local e independiente de la ciudad, hace las siguientes consideraciones fundamentales, partiendo de la base de que apoya la rehabilitación del edificio para uso Cultural, Social y de Enseñanza, como siempre ha propuesto esta formación, bajo un proyecto que sea “Legal”, “Respetuoso”, “Inteligente” y “Racional”.

1.- Vaya por delante nuestro agradecimiento a la Diputación Provincial en su iniciativa de buscar una solución al gran edificio del Hospital Provincial, para lo que cuentan con todo el apoyo de BA, pero su recuperación y uso no puede suponer el arrasamiento del principal monumento civil del S. XVIII de la ciudad, como persigue el Plan Director que se ha propuesto.

2.- Lo primero que ha de exigirse a un proyecto de rehabilitación de un monumento protegido del año 1758 es que sea legal y respetuoso con el monumento existente, adaptando los usos al Patrimonio Rehabilitado y no al contrario y, por supuesto, no violando y alterando el carácter, la personalidad, la estructura fundamental y las fachadas del edificio que lo hacen merecedor de la protección que tiene actualmente.

3.- Lamentamos que un proyecto de esta envergadura, que interviene en el que ha sido y es el mejor edificio civil de la ciudad a lo largo de su historia, no haya contado con la opinión de los ciudadanos de Badajoz, de sus asociaciones, técnicos, historiadores y colectivos sociales que, sin duda, habrían enriquecido y consensuado una propuesta adaptada, acertada e inteligente.

TOTAL ILEGALIDAD DE LA PROPUESTA

El objetivo inicial de este plan director es destinar el magnífico edificio del Hospital a galería comercial y mercado de abastos. Para reconvertirlo en lo que persiguen los arquitectos redactores del proyecto, destrozan las dos fachadas más importantes del edificio, la que da a San Atón para convertirla en unos soportales, y la fachada principal es literalmente abierta en canal para crear tras ella una calle interior al aire libre, que la separa del resto del hospital, y hacer una galería comercial de varios pisos de estilo moderno sobre la fachada del S. XVIII y el antiguo claustro. Sólo ya esta propuesta, que es la que quiere ejecutar la Diputación a toda costa como primer paso, es un verdadero despropósito, un atentado al monumento y un atropello inaceptable al Patrimonio Histórico de Badajoz. El edificio del Hospital Provincial, por su antigüedad y valores está protegido legalmente por el Plan de Urbanismo de Badajoz y, aunque no tiene la categoría de Bien de Interés Cultural (BIC), sí es un “Bien Inventariado”, que es la máxima categoría después de los anteriores, gozando de una “Protección Tipológica de Grado 1” que dice literalmente lo siguiente:

<<El nivel de protección tipológica en grado 1 es el asignado a los edificios cuyo valor resida principalmente en su estructura tipológica y morfológica, reflejadas en la disposición y composición de los elementos comunes: fachada, estructura, acceso, vestíbulos o zaguanes, patios y escaleras. Cualquier intervención irá encaminada a su protección tipológica. No se proyectarán modificaciones interiores que alteren o perjudiquen las partes esenciales, muros, forjados o bóvedas, patios, zaguanes y accesos, u otros elementos decorativos por los que hubiese sido catalogado el edificio. Se respetarán todas las características esenciales del inmueble…>>

Tras leer su protección y comprobar que lo primero que quieren hacer es alterar sus fachadas, agujerearlas y desvirtuarlas, destrozar su estructura, derribar forjados, partir el edificio en dos al arrasar la primera crujía del edificio para convertirla en una calle, construir encima y modificar sus partes esenciales… es evidente que estamos ante una absoluta ilegalidad que viola la ley literalmente, pues lo que pretende ejecutar en la obra es, precisamente, todo aquello que la norma prohíbe taxativamente para preservar el “Bien”. Sorprende esta ilegalidad radical al venir el proyecto de una institución pública, como es la Diputación y al ser uno de los arquitectos que firman el proyecto el mismo que hizo la redacción de esta norma para el Plan de Urbanismo de Badajoz.

USOS DEL EDIFICIO

Badajoz Adelante, tal como lleva defendiendo desde su creación en mayo de 2015, sigue proponiendo que el “mejor edificio civil de la ciudad”, construido en el siglo XVIII y emplazado en pleno centro, se convierta en el “Gran Centro Cultural, Social y de Enseñanza de la ciudad de Badajoz”. Hay que recordar que Badajoz es una de las pocas localidades extremeñas que carece de Casa de la Cultura “a pesar de ser la capital más grande e importante de la región” y que su conversión en centro cultural “no se debe a una ocurrencia sino a un estudio previo que contempla la historia del monumento, su capacidad de casi 24.000 metros cuadrados, su disposición, estado y viabilidad”.

“La creación en el antiguo edificio del hospital de un gran centro de cultura, enseñanza, ciencia, estudio y centro cívico daría un importante impulso cultural, social y económico al Casco Antiguo, llenándolo de vida y de contenido, sobre todo en un momento en el que el centro histórico ha perdido la Biblioteca Pública, Caja Badajoz, los juzgados en breve, el Consejo Consultivo”…

De este modo, BA plantea la instalación en el antiguo Hospital de las siguientes instituciones: (Escuela Oficial de Idiomas, Escuela de Artes y Oficios que dé pie para conseguir traer a este mismo espacio la ansiada Facultad de Bellas Artes, la Biblioteca Regional de Extremadura, pequeño Auditorium y Sala de Conciertos y Conferencias, sede de Asociaciones Culturales, Sala de Cultura, Espacio para Jóvenes Creadores, Sala de Exposiciones, Instituto Camoes, Instituto Cervantes para extranjeros…). Tenemos claro que debe ser un edificio multidisciplinar, tanto por su gran espacialidad, como por mantener viva su actividad diaria.

RECUPERACIÓN DEL MERCADO METÁLICO DEL S. XIX

Badajoz Adelante va más allá en su propuesta y, como lleva en su proyecto de Ciudad, plantea traer a la Plaza de San Atón el antiguo Mercado Metálico de la plaza Alta, que ahora está en la universidad abandonado, y que este se convierta en un moderno “Mercado de Abastos” de la ciudad, pues este edificio sí fue diseñado para ello y no el del hospital. De esta manera, se estaría revitalizando todo el barrio histórico al instalar en su corazón dos dotaciones unidas, la cultural, social y de enseñanza en el Hospital, con la comercial y de abastecimiento en el Mercado, “lo que daría una nueva vida y el definitivo impulso al centro de Badajoz”. Además se recuperaría también otro magnífico edificio de la arquitectura del Hierro del S. XIX, patrimonio abandonado de la ciudad de Badajoz, que construido en 1899 por el arquitecto Tomás Brioso Mapelli ya fue aprobado por la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando en 1891.

Desde Badajoz Adelante sabemos que estamos ante un tema de crucial importancia, pues Badajoz no puede permitirse perder otro monumento más por una rehabilitación equivocada, sobre todo tras asistir recientemente al arrasamiento interior del Fuerte de San Cristóbal, al atropello del Parque e interior del Baluarte de la Trinidad, a la ampliación del Bellas Artes… Y todos sabemos que estos errores los pagan muy caros los ciudadanos, pues ahí está el Cubo de Biblioteconomía esperando a ser derribado el 14 de junio.

BA apela al sentido común de los técnicos y políticos de la Diputación, del Ayuntamiento y de la Junta para que eviten la barbaridad planteada en este proyecto. Por nuestra parte vamos a solicitar reuniones urgentes con el Presidente de la Diputación, Alcalde de Badajoz, partidos políticos y colectivos sociales con el fin de encontrar una solución viable para el Hospital Provincial.

Hospital Provincial

13015172_1042750265801382_5814289364311116201_n

12993563_1042750195801389_2760906730351058495_n