Badajoz Adelante, único partido político independiente de nuestra Ciudad, considera que la Plaza de España se encuentra descuidada y sumida en un proceso de dejadez en los últimos meses que ha llevado a la imagen actual que ofrece reducida a mero aparcamiento caótico de todo tipo de vehículos.

En este sentido, cabe destacar que desde que se retiraron para la celebración de los Carnavales, no se han vuelto a poner en su sitio los maceteros con palmeras y naranjos que adornaban la plaza, ofreciendo hoy en día un aspecto desértico y triste. A esta dejadez se une que no se reponen los naranjos que se han ido secando en los últimos años, en una plaza necesitada de sombra y frescor.

Igualmente, no se entiende la nula vigilancia policial para evitar que a cualquier hora del día la plaza esté repleta de coches aparcados, incluso en doble fila, en la que es la principal plaza de la Ciudad y en la que como tal está prohibido aparcar al ser plataforma única, salvo en las dos plazas de aparcamiento reservadas a alcaldía y una a discapacitados. Del mismo modo, resulta incomprensible que haya decenas de motocicletas sobre la acera junto a la base de bicicletas de alquiler, sin que no se impida por parte de la autoridad esta ocupación ilegal del espacio público destinado a los peatones.

Así mismo, exigimos la retirada de los inútiles y antiestéticos postes que llevan colocados ininterrumpidamente desde hace una década sólo para ser usados unos pocos días al año, para sujetar la iluminación navideña y en Carnavales. Desde Badajoz Adelante consideramos que deben ser retirados inmediatamente después de su uso, como se hace en cualquier lugar civilizado, y no dejarlos indefinidamente afeando considerablemente el Campo de San Juan.

Por último, y en orden a recuperar la belleza que tradicionalmente tuvo la plaza, proponemos la recuperación de las columnas y cadenas que rodeaban la Catedral e inexplicablemente desaparecieron en la última reforma de la plaza de España realizada cuando Cristina Herrera era concejal de Urbanismo.