Ante la proliferación de nenúfar mejicano que se ha producido en las últimas semanas en el tramo urbano del río Guadiana a su paso por nuestra Ciudad, Badajoz Adelante propone como solución el dragado selectivo del cauce.

Consideramos, tras consultarlo con expertos en la materia, que es la solución idónea para evitar su reproducción, pues cabe recordar que a diferencia del camalote, el principal problema que presenta el nenúfar mejicano es que se encuentra enraizado en el cauce, de ahí que sea imposible retirarlo como ha hecho la UME con el camalote, planta invasora que no enraiza sino que flota en la superficie.

Por tanto, para eliminar el nenúfar proponemos el dragado selectivo del cauce, tarea que hace décadas que no se realiza y ello ha motivado la presencia de una capa de unos 30-40 centímetros de lodo en todo el cauce que no aporta nada positivo al ecosistema y supone por el contrario el hábitat perfecto para la proliferación del invasivo nenúfar.

En el tramo urbano de Badajoz, el Guadiana tiene en su mayor parte apenas un metro de profundidad, por lo que el dragado podría realizarse fácilmente abriendo el azud en época estival cuando el río lleva menos agua y no se producen precipitaciones, y así realizar una más que necesaria limpieza de su cauce.

Los trabajos que comenzó ayer la Confederación con una embarcación cosechadora anfibia no suponen una solución definitiva, pues al segar el nenúfar la planta sigue viva y enraizada, por lo que en apenas unos días volverá a llegar a la superficie impidiendo el aprovechamiento del río para actividades recreativas, práctica deportiva y dificultando la pesca.