Badajoz Adelante, único partido de la ciudad de Badajoz que defiende los intereses de los ciudadanos de manera independiente, tras analizar en profundidad las buenas instalaciones del Parque del Guadiana, considera que existen algunos puntos mejorables para hacer aún más atractivo este enclave de cara a la ciudadanía.

 

Tras muchos años de promesas y luego unas largas obras llevadas a cabo por la Confederación Hidrográfica del Guadiana, desde el pasado año disfrutamos del gran Parque del Guadiana, unas instalaciones de primer nivel que han conseguido en este tiempo ser el gran atractivo para el esparcimiento de los pacenses, siendo visitado multitudinariamente por niños, jóvenes y mayores, ya sea para pasear, hacer deporte, usar sus columpios, tomar algo en sus quioscos o disfrutar del río. Badajoz ha recuperado en gran parte su relación con el Guadiana gracias a este parque que también ha conseguido cambiar la imagen de la ciudad al pasar de unas márgenes descuidadas, rurales y aisladas a tener una amplia zona verde urbana e integrada.

 

Reseñar también el buen estado de conservación en el que se encuentran las instalaciones, pese al gran uso que se hace de ellas, lo que se convierte en algo atípico al compararlo con muchas de las otras zonas verdes de la ciudad que sufren más vandalismo o menos vigilancia.

 

Desde Badajoz Adelante, en pro de mejorar aún más este espacio, queremos proponer una serie de mejoras, fáciles de llevar a cabo. Así, hemos detectado que hay zonas del parque que carecen de iluminación, como los caminos centrales no principales (que cuentan con bancos pero no con farolas, y que recorren la gran parte del parque) y las zonas deportivas para mayores y de máquinas entre el Puente Real y el Puente de la Universidad, así como la pista de tráfico existente en la misma zona. Teniendo en cuenta que en invierno anochece poco más tarde de las 18:00 horas, consideramos necesario que esas zonas tengan iluminación para que su uso se prolongue más allá de las horas de sol, puesto que entre diario mucha gente sale a hacer deporte al finalizar su jornada laboral y a esa hora ya es de noche. Además, la eliminación de zonas sin iluminación mejora la seguridad y vigilancia de las instalaciones.

 

También consideramos oportuno que en la parte asfaltada del vial principal del parque se señalizase con pintura los sentidos, como si de un carril bici doble se tratase, para organizar un poco mejor el gran tráfico de público que se concentra en el mismo: gente en bicicleta, patines, gente corriendo o paseando, personas con carritos de niños… Consideramos que esto ayudaría a segregar un poco los tráficos y mejorar la fluidez, dejando en todo caso la parte de tierra tal y como está.

 

Donde sí que existe una carencia real es en la instalaciones del parque de cara a los perros. Proponemos que se instalen como mínimo 4 pipicans a lo largo de toda la superficie para que los dueños tengan zonas donde sus mascotas puedan hacer sus necesidades en todos los tramos del parque. También sería bueno contar con una zona acotada para que los perros puedan estar sueltos, correr y jugar entre ellos, zona que se podría hacer en la gran pradera de césped existente entre los puentes de la Universidad y de Palmas, entre las pistas de vóley playa y las pistas deportivas y de petanca.

 

Otro de los aspectos donde se puede mejorar es en fomentar el uso de la bicicleta para acceder al parque. Para ello proponemos que se instale, como mínimo, una nueva parada de Biba en uno de los accesos centrales al parque. La parada de Biba más cercana existente está en la fuente de Cuatro Caminos, frente al hornabeque.

 

Para terminar, debido a la gran extensión del parque, consideramos que en primavera – verano los dos quioscos existentes se quedan cortos, por lo que proponemos que para esas estaciones se saquen a concurso quioscos de helados/chucherías portátiles situados junto a la zona infantil más cercana al Puente Real y la zona infantil y deportiva entre Puente de la Universidad y de la Autonomía. Con ello se daría un mejor servicio, se crearía autoempleo y no supondría una merma de negocio a los quioscos actuales puesto que son épocas de masiva afluencia de personas.

 

Por supuesto, nos gustaría que la conservación y vigilancia del parque siguiese en tan buena línea y que las deficiencias del uso que pueden ir surgiendo se arreglen con rapidez para que siga siendo el lugar privilegiado de Badajoz en el que se ha convertido.