El Ayuntamiento se comprometió hace 12 años a realizarlos

Badajoz Adelante, partido local de Badajoz, exige al actual equipo de gobierno del Ayuntamiento que cumpla su promesa de construir túneles en los cruces más conflictivos de la autopista, concretamente en las intersecciones de la N-V con las avenidas Villanueva y Fernando Calzadilla.

El anuncio de construcción de sendos túneles fue realizado por el entonces Alcalde Miguel Celdrán el 5 de mayo de 2006. Entonces el Ayuntamiento ofreció la posibilidad de compartir gastos con el Ministerio de Fomento, titular de la N-V, e incluso asumir por completo la financiación, si Fomento demorase mucho el proyecto que, según las propias palabras del alcalde, era “muy urgente”. Cada cruce se dijo entonces que podría costar alrededor de tres millones de euros, y Celdrán explicó que se sufragarían con remanentes del presupuesto anterior, que en 2005 ascendieron a 14 millones de euros.

Tres años después, el 2 de julio de 2009, y ante el supuesto silencio del Ministerio de Fomento para llevar a cabo la obra, el Alcalde, cansado de esperar según dijo, anunció el inicio de los proyectos de túneles en solitario, asumiendo el Ayuntamiento el coste de los mismos, ahora presupuestados en 7 millones de euros. Celdrán declaró entonces que había encargado al entonces concejal de infraestructuras, Francisco Javier Fragoso, los proyectos de los túneles para que estuvieran finalizados en 2011.

Nos encontramos pues que 12 años después, el compromiso municipal ha sido totalmente olvidado, desconociendo dónde irían a parar los fondos del remanente de 2005 que se anunció se destinarían a construir los túneles, y teniendo actualmente mayores problemas de tráfico en ambos cruces sin que al Ayuntamiento parezca importarle.

Precisamente ahora que el Ayuntamiento presume de contar con un gran superávit en sus cuentas, sería el momento ideal para acometer la obra.
Todo lo contrario, sería una nueva tomadura de pelo a los ciudadanos.