CUBO

Badajoz Adelante, único partido independiente de la ciudad, exige responsabilidades en el asunto del Cubo de Biblioteconomía, donde decisiones políticas irresponsables han hecho que se tiren 800 millones de pesetas de dinero público (casi 5 millones de euros) en la construcción de una obra ilegal que ahora hay que derribar.

El asunto arrancó en el año 2000, cuando la Asociación Amigos de Badajoz levantó la voz sobre la obra que se estaba realizando en el interior de la Alcazaba árabe, cuando aún estaba en estructura y aún tenía una fácil solución reformando el proyecto. El empecinamiento del Consejero de Cultura y Director General de Patrimonio de entonces, junto con el de la Concejala de Urbanismo y alcalde de Badajoz de aquel momento, supuso seguir con la obra, a sabiendas de que se trataba de una auténtica barbaridad y de una ilegalidad, actitud imperdonable que ha finalizado con la orden de los jueces del Tribunal Supremo para derribar lo construido.

Levantar un Cubo de hormigón blanco en el interior de un castillo medieval, como es la Alcazaba del S. XII, es un auténtico atentado contra el Patrimonio Histórico y una ilegalidad urbanística, como ha quedado demostrado, violándose las leyes de Patrimonio, del Suelo y la normativa del Plan de Urbanismo.

La prepotencia y la ineptitud de los políticos responsables ha hecho que los ciudadanos se hayan gastado casi 5 millones de euros en la construcción de un Cubo que ahora hay que derribar por ilegal, pagando también la demolición los propios pacenses.

Para Badajoz Adelante este hecho es absolutamente inaceptable, pues si lo construido es una obra ilegal deberían pagarlo los responsables políticos de sus bolsillos y no los ciudadanos. Si no es así, al menos es evidente que hay que exigir responsabilidades políticas, que den la cara las personas que han llevado a la ciudad a esta catastrófica y costosa situación y que dimitan o sean cesados inmediatamente de sus cargos públicos. Los máximos responsables se este desaguisado son los promotores de la obra, la Junta de Extremadura, en las personas del Consejero de Cultura y Director General de Patrimonio de aquella época, y el alcalde de Badajoz por permitir la obra y no revocarle el permiso, como le faculta la Ley del Suelo, y la entonces Concejala de Cultura y hoy Delegada del Gobierno, por impulsar y permitir la construcción de una obra ilegal en la Alcazaba.

Por todo ello, Badajoz Adelante pide que los políticos responsables den la cara ahora y asuman sus responsabilidades en el asunto del Cubo. Es lo menos que pueden hacer después del desastre al que han llevado a la ciudad de Badajoz en este grave asunto.

Resulta del todo inaceptable que los gravísimos errores de nuestros políticos deban pagarlo los ciudadanos de su bolsillo, yéndose ellos totalmente de rositas. La resolución de este grave asunto requiere que tenga un coste político para sus máximos responsables, pues de otra manera mañana, estos u otros, volverán a saltarse la ley porque ello no tienen ningún coste para ellos, pues los que pagamos somos los ciudadanos mientras ellos siguen ocupando sus sillones institucionales cómodamente.

BA espera que el resto de formaciones políticas de la ciudad exija también responsabilidades en el asunto del Cubo.